¡¡MANTENTE AL TANTO DE NUESTRAS ACTIVIDADES!! BOLETÍN

Los coches de nuestros socios: Íñigo y su Seat 128 1.2 Sport 3P de 1978

Abr 18, 2020 | Los coches de nuestros socios | 0 Comentarios

Íñigo y su Seat 128 Sport ocupa hoy la página de los coches clásicos de nuestro socios, os dejamos con su historia:

El coche es del año 1978, lo adquirí hace 2 años a un compra-venta de Barcelona que es muy aficionado a los coches cásicos, y de hecho tiene varios modelos muy bonitos y exclusivos.
Un día se presentó una persona a comprar un coche para su hija, y como vio que tenía varios clásicos le comentó que él tenía un SEAT 128 guardado en su garaje desde hacía muchos años.
Como parte del precio se lo quedó, y como llevaba muchos años parados le hizo una puesta a punto

Me decidí por este modelo porque recuerdo verlo cuando era niño y me parecía un auténtico deportivo en aquella época. Se fabricaron unas 32000 unidades solamente, ya que era un coche bastante caro para la época.
El coche está muy bien conservado tanto interiormente como exteriormente. La historia de este coche es un tanto curiosa, ya que en los distintivos que lleva el coche pone FIAT, y no Seat. Esto es debido a que aunque estos modelos de Seat se fabricaban en Barcelona bajo licencia FIAT, la propia FIAT encargo hacer 200 modelos en los que pusiese FIAT y tienen algunos detalles que los distingue del resto de los que se fabricaban como SEAT. Estos 200 coches iban a ir destinados a la exportación, pero por motivos burocráticos no pudieron salir del país y se vendieron a los trabajadores de la SEAT.
Este en concreto se compró directamente en la feria del automóvil de Barcelona.
Según me comentó el compra-venta al que se lo adquirí, el dueño viajo con él hasta El Vaticano.
De esos 200 modelos no creo que queden muchos, y menos aún en este estado de conservación.

Originalmente el coche era blanco, pero hace unos 15 años se pintó de amarillo.

Como dato más curioso todavía me pasó lo siguiente el año pasado .Como te he dicho, lo compré en Barcelona, y el primer propietario también era de allí. Pues bien, yo vivo en Milagro (a 400 km de Barcelona), y un día estando aparcado en mi pueblo una persona se acercó y me preguntó si el coche era mío. Le dije que sí, que lo había comprado recientemente, y él me comentó que el dueño de ese coche había sido el padrino de su boda, y que de niño había montado en ese coche en varias ocasiones.
Conoció el coche por la matrícula, ya que el lo había conocido cuando era blanco, y como he dicho ahora es amarillo.

Galería de imágenes

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies